21 ago. 2010

Blasfemia

Y yo beberé de sus lágrimas y reiré mientras él sigue llorando.

No hay comentarios: